Inicio > Uncategorized > Reformarse o decaer

Reformarse o decaer

Ante la situación actual, la crisis sistémica es indudable y su nivel es creciente. Todo nos llama a ver lo que está sucediendo: diarios, noticias, publicidad, etc.

En el mundo están ocurriendo terribles catástrofes tanto en Grecia, en España como en EEUU y Europa en general con las tasas de paro y con las tasas de desempleos. Estos países han sido muy reconocidos por sus resultados económicos positivos, ayudados por las tecnologías de última generación que poseen en sus procedimientos y producción. Sin embargo, este sistema esta decayendo y la situación que ocurría en un principio se ha revertido, pero ¿porqué sucede esto? ¿Cómo detenerlo?

 

A lo largo de la historia los modelos de progreso y económicos en general, presentan un constante carácter evolutivo y de adaptación al contexto, pero hoy en día hay un ‘estancamiento’ que impide la replantación de una nueva forma de progreso. Como afirma el sociólogo Alain Touraine existe una incapacidad para definir un nuevo modelo de desarrollo y crecimiento.

 

Curiosamente, a pesar de que la crisis es evidente, muchos no aceptan esta realidad, por algo de conformismo o comodidad, o simplemente se muestran ignorantes y pasivos, por lo tanto nadie propone una solución.

Quizás sea necesario fomentar con instrumentos que logren aproximar las instituciones a los ciudadanos para crear conciencia de lo que se necesita para seguir adelante; competitividad, cohesión social, liderazgo e influencia.

 

Desafortunadamente, habrá un largo periodo de fracaso de las políticas económicas convencionales, antes de que se proponga otra solución alternativa, como la reducción deliberada de la deuda. Pero aplicar una nueva política no es tan fácil como parece, pues esta requiere de un cambio general, hablando desde mentalidad hasta cambio de las elites políticas incluyendo una nueva teoría económica diferente a la neoclásica, un reto demográfico, competitividad y sostenibilidad, sistemas educativos y la modernización de los mercados.

 

Existe una deuda privada fomentada por créditos inimaginable que muchos no conocen, y con tamaña ignorancia de cómo funciona o como opera esa la deuda, los economistas académicos y los bancos centrales de todo el mundo creen haber dejado atrás la crisis, aún cuando la causa de la misma, los altos niveles de la deuda privada, no ha sido reconocida.

Pero a medida que esta deuda vaya disminuyendo (porque los banqueros no quieren prestar, porque las empresas y los hogares no quieren tomar prestado, por la intención generalizada de reducir deudas, por quiebras y por bancarrotas), la economía tambaleará de forma negativa y sólo los estímulos públicos podrán reafirmarla.

Finalmente, abordando el problema desde este punto, lo fundamental serían las reducciones de deuda del sector privado, y estas  compensarán los intentos públicos de estimular la economía a través del gasto financiado con deuda pública.

Creo que es importante informarse sobre la crisis según el Genio de la Física Albert Einstein:

“No pretendamos que las cosas cambien, si siempre hacemos lo mismo. La crisis es la mejor bendición que puede sucederle a personas y países, porque la crisis trae progresos. La creatividad nace de la angustia, como el día nace de la noche oscura. Es en la crisis que nace la inventiva, los descubrimientos y las grandes estrategias. Quien supera la crisis, se supera a sí mismo sin quedar “superado”.

Quien atribuye a la crisis sus fracasos y penurias, violenta su propio talento y respeta más a los problemas que a las soluciones. La verdadera crisis, es la crisis de la incompetencia. El inconveniente de las personas y los países es la pereza para encontrar las salidas y soluciones. Sin crisis no hay desafíos, sin desafíos la vida es una rutina, una lenta agonía. Sin crisis no hay méritos. Es en la crisis donde aflora lo mejor de cada uno, porque sin crisis todo viento es caricia. Hablar de crisis es promoverla y callar en la crisis es exaltar el conformismo. En vez de esto, trabajemos duro. Acabemos de una vez con la única crisis amenazadora, que es la tragedia de no querer luchar por superarla.”

einstein

http://www.sinpermiso.info/articulos/ficheros/keen2.pdf

 

http://crisis-economica.blogspot.com/search/label/An%C3%A1lisis%20de%20la%20crisis

 

http://www.elpais.com/articulo/opinion/Crisis/ciudadania/europea/elpepiopi/20101020elpepiopi_5/Tes

Anuncios
  1. Aún no hay comentarios.
  1. No trackbacks yet.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: